Un geriátrico de Avellaneda envió carta documento a familiares de todos sus pacientes para que los trasladen a otros establecimientos antes del 15 de mayo. Como punto central argumentó no estar en condiciones de cumplir con el protocolo de prevención del coronavirus.
Este es uno de los tantos conflictos que se dan en geriátricos de todo el país, desde que los establecimientos para adultos mayores se convirtieron en uno de los focos de contagio del Covid-19. En muchos casos, se abrieron causas judiciales por incumplir con este protocolo.
La intimación se recibió el 20 de abril y días después, el conflicto llegó a la Corte Suprema de Justicia de la Nación.
El familiar de uno de los adultos mayores presentó un amparo ante el máximo tribunal del país para que se ordene intervenir a los Estados Nacional y bonaerense. También para que se intime al  geriátrico a garantizar la salud de los alojados y cumplir el protocolo, además de impedir el traslado compulsivo.
La Corte Suprema resolvió que el conflicto no es de su competencia originaria y lo envió a la Suprema Corte bonaerense, para desde allí se derive directo a un juzgado provincial y evitar demoras.
El geriátrico aludió a falencias edilicias y falta de recursos económicos y humanos para implementar el protocolo.
Los familiares reclaman que se garantice la permanencia de los residentes “hasta que están dadas las condiciones para buscar otra solución habitacional y económica” y que los Estados nacional y provincial provean lo necesario para activar el protocolo de prevención.
Se trata del geriátrico “Rayo de Armonía”. El pedido de medida cautelar innovativa se orienta a ordenar la “prohibición de realizar cualquier traslado o desalojo de los residentes mayores de edad”, salvo “razón urgente de atención en un establecimiento de salud” o con conformidad de la persona o su representante legal.
También se pide formar un “Comité de Emergencia” con profesionales especialistas y familiares, a fin
de llegar a una solución definitiva.

 

 

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *